Las 5 Venezuela

José Dionisio Solórzano

Desde Puerto La Cruz.- Sí, existen cinco tipos de Venezuela, con visiones dispares, con expectativas divorciadas y con remotos sentidos del futuro y de la realidad actual del país.

Más allá de la dicotomía entre Gobierno-Oposición, por encima de la división entre los que quieren cambio y aquellos que desean que continúe el actual desastre de gobierno de Nicolás Maduro, persisten otras fragmentaciones del ánimo nacional.

Para muchos venezolanos la presión de calle es indispensable para alcanzar el final de este régimen. La acción pacífica, democrática y constitucional es el menester que nos debe ocupar a todos los venezolanos para en aras del esfuerzo colectivo alcanzar el cambio de gobierno y de sistema socio-político en la nación.

Otros, por el contrario, se aferran al gobierno. Estos son los que defienden los errores del régimen y hasta justifican las cuantiosas metidas de pata del Jefe del Estado.

Quienes obcecadamente avalan el actual estado de la nación se sujetan al recuerdo de Hugo Chávez y creen que abrir los ojos a la realidad es traicionar lo que un día, ya muy lejano, fue lo que mientan la “revolución”.

No obstante, existen otros tres tipos de venezolanos que cohabitan y pululan en torno a los dos ya mencionados. Por ejemplo, está el venezolano que quiere salir de Maduro, pero no hace nada para lograr este objetivo.

Este personaje es aquel que es propietario de algún establecimiento y dice: “No sé qué hacen protestando aquí cerca de mi negocio, deberían hacerlo en otra parte”, o el típico conductor que asevera que “yo quiero salir de Maduro, pero también quiero hacer mis diligencias y esta gente aquí no me deja hacer nada con estas trancas”.

El cuarto venezolano es aquel al que le tiene sin cuidado la Asamblea Nacional Constituyente, ni la apoya ni la rechaza, y menos está interesado en salir a marchar para ninguno de los dos bandos; este venezolano en lo que está interesado es en conseguir comida, en hacer una cola o presionar para ver cuándo es que le llega la bolsa del CLAP.

Y el quinto es una especie de funcionario público, en muchas ocasiones de alto nivel, que se trajea de rojo, vocifera el “Viva Chávez”, que no quiere perder sus privilegios económicos y hasta de influencia política, pero que a hurtadillas llama a sus amigos opositores para empezar a hacer puentes para la otra acera de la lucha política.

Estos cinco tipos de venezolanos conforman, a grosso modo, la Opinión Pública nacional y el mapeo de nuestra sociedad de hoy.

Cada analista de escenario político, cada expertos en Opinión Pública debe recordar que detrás de los números fríos de las encuestas se agolpan diversas inclinaciones emocionales y psicológicas que van moldeando posiciones sociales y políticas.

Sí, el 80% de los venezolanos repudian al régimen venezolano; no obstante, este altísimo porcentaje se segmenta en criterio, formas y visiones en ocasiones yuxtapuestas sobre el mismo problema.

En la Venezuela profunda, de barrios y sectores rurales nos encontramos con un venezolano distinto al que prolifera en espacios más acomodados, y en medio de ambos hierve una sociedad política en constante temperatura de ebullición.

About Editor

Comentarios

comentarios