Muertos dos detenidos en la sede del Cicpc en El Hatillo

(Redacción A todo Momento).- Hace dos meses los hombres identificados como José Israel Aranguren Rodríguez y Francisco Bello, de 21 años de edad, y de 45 años de edad, respectivamente, fueron detenidos por funcionarios de la División Nacional contra Extorsión y Secuestro del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), de El Hatillo.

Recluidos 

Contra ambos había sido formulada una denuncia por supuesta extorsión.

El jueves en la madrugada estaban muertos en la celda en la que permanecían recluidos. En horas de la mañana familiares del detenido recibieron una llamada de un conocido en la que les informaban acerca de su muerte en una presunta riña, según la hermana, Beatriz Aranguren, quien aseguró que el mismo día tenían la audiencia preliminar, lo cual les despertó suspicacias.

De acuerdo con Aranguren, su hermano estaba detenido en un calabozo con más de 60 personas en hacinamiento absoluto. Relató que José Israel siempre le enviaba cartas a su familia en las que expresaba sus deseos de ser trasladado, debido a la gran cantidad de aprehendidos que compartían la celda.

Traslado tardío

No obstante, a pesar de sus súplicas, nunca lo trasladaron. Había reclusos al menos con ocho meses detrás de las rejas y sin haber sido enviados a otro sitio.

“Pedimos justicia. José Israel tan solo tenía 21 años de edad y nunca había estado preso”, indicó la hermana en la morgue de Bello Monte. Aranguren también aseguró que los funcionarios de esa división del Cicpc no le pasaban la comida que le enviaban a su hermano y que, al contrario, la botaban.

En varias oportunidades los familiares pidieron ver al jefe de la brigada, pero no les quiso atender, dijo. Solamente le permitían una visita cada 15 días.

José Israel Aranguren Rodríguez trabajaba como vigilante en una empresa de comida en La Yaguara.

A todo momento

Ir a la fuente

About Editor

Comentarios

comentarios